fbpx

Antibióticos a partir de coral

10 septiembre, 2020
10 septiembre, 2020 Agrobioteg

Antibióticos a partir de coral: una prometedora alternativa para erradicar la tuberculosis multiresistente.

Aunque la tuberculosis es una enfermedad infecciosa tratable, la Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que 1.5 millones de personas murieron de esta enfermedad en 2018. Una de las principales razones es que la tuberculosis continúa desarrollando resistencia a los medicamentos; Para los pacientes con tuberculosis susceptible a fármacos, el tratamiento estándar basado en isoniazida y rifampicina, los dos fármacos más potentes, da como resultado tasas de recuperación excelentes. Los pacientes infectados con cepas resistentes a isoniazida y rifampicina, denominada tuberculosis multirresistente, son prácticamente incurables con el tratamiento estándar.

Hoy en día, la continua propagación de la tuberculosis multirresistente es uno de los desafíos más urgentes y difíciles que enfrentamos a nivel mundial. En 2018, hubo aproximadamente 484,000 nuevos casos de tuberculosis multirresistente y 170,000 muertes. A nivel mundial, la tuberculosis multirresistente está presente en el 3.8% de los nuevos pacientes con tuberculosis y en el 20% de los pacientes que tienen antecedentes de tratamiento previo. Las tasas de tuberculosis multirresistente más altas se encuentran en países de Europa del Este y Asia central.

Derivado de lo anterior, una de las metas de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para 2030 consiste en acabar con la epidemia mundial de tuberculosis. La estrategia de la OMS “Fin a la tuberculosis”, aprobada por la Asamblea Mundial de la Salud en 2014, plantea reducir las muertes por tuberculosis en un 90% y la incidencia de la enfermedad en un 80% para 2030, en comparación con las cifras de 2015.

Para combatir la tuberculosis y dar fin a la tuberculosis es necesario desarrollar nuevas alternativas que puedan auxiliar en el tratamiento de esta enfermedad. Una potencial solución a este problema se encuentra sumergido en el mar, y es el coral blando llamado Antillogorgia elisabethae. Lamentablemente la existencia de este coral se encuentra en riesgo, debido a que la recolección y venta de corales secos es un negocio lucrativo, ya que contienen varios agentes activos, entre ellos una molécula antiinflamatoria llamada pseudopterosina, que se utiliza en la industria cosmética desde hace años.

Thomas Brück, investigador de la Universidad Técnica de Munich, ha estudiado durante años este tipo de corales, ahora ha logrado por primera vez producir uno de los agentes activos de Antillogorgia elisabethae en el laboratorio, sin la necesidad de alguno de estos ejemplares. La molécula “erogorgiaene” es un antibiótico y las pruebas iniciales muestran que es adecuado para combatir cepas de tuberculosis multirresistentes.

Anteriormente, el uso de esta molécula era casi impensable, debido a que este coral contiene solo cantidades extremadamente pequeñas de erogorgiaene y además está protegido, usarlo como fuente de materia prima no sería ni económicamente viable, ni ecológicamente responsable. Aunque la producción mediante síntesis química convencional es posible, es compleja y está asociada con desechos tóxicos. Un kilo de agente activo costaría alrededor de 25,000 dólares.

Brück ha desarrollado un nuevo método de síntesis junto con colegas de Berlín, Canadá y Australia, y consta de solo dos pasos. El trabajo principal lo realizan bacterias genéticamente modificadas que se alimentan de glicerina, una sustancia residual de la producción de biodiésel; Las bacterias generan una molécula, que luego se puede convertir en el agente activo deseado mediante el uso de enzimas (moléculas que aceleran reacciones orgánicas) altamente selectivo, no se producen residuos en el proceso, ya que todos los productos auxiliares pueden reutilizarse de forma circular.

Los investigadores ahora trabajan en el último paso, la conversión de erogorgiaene a pseudopteropsina. El equipo tiene grandes esperanzas en esto último, los estudios clínicos han demostrado que la pseudopteropsina inhibe las inflamaciones gracias a un nuevo mecanismo de acción. Por tanto, es un candidato terapéutico potencial para controlar reacciones inflamatorias excesivas, por ejemplo, en el caso de infecciones virales, como Covid-19, o durante inflamaciones crónicas relacionadas con la edad.

Aunque aún hay trabajo por hacer, los resultados preliminares de esta investigación son bastante prometedores y tienen el potencial para salvar a miles de personas que han sido infectadas con bacterias multiresistentes. ¿Cuentas con algún proyecto o idea que te gustaría llevar al siguiente nivel? Contáctanos, en Agrobioteg te ayudaremos a capitalizar tus ideas.


 

Fuentes

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contact

Entremos en contacto

El emprendimiento nunca duerme y nosotros le mantenemos el paso.
Visítanos, llámanos o escríbenos, lo que sea… Estaremos listos.

Te invitamos un café

Visítanos en Av. Camino Real de Guanajuato S/N Col. Ejido lo de Juárez. Irapuato, Guanajuato, México. C.P. 36630 y platiquemos sobre tu proyecto.

Escríbenos sobre tu idea

Nos encanta leer nuevas y buenas noticias y sin duda hablar sobre tu proyecto será toda una aventura. Escríbenos y con gusto responderemos.

Hablemos de tu proyecto

Vamos a decirlo tal y como es: Queremos ayudarte a tener éxito. Queremos que encuentres lo que estés buscando, ten por seguro que nosotros somos un aliado listo para hacer que las cosas sucedan.

(462) 606 9250

Contact